La importancia de las comidas entre comidas

Marisol prácticamente no comía durante la jornada, ya que pensaba que así lograría tener una figura espectacular, para lo cual necesitaba bajar unos kilogramos que consideraba tener de más. Al final del día, cuando regresaba a casa, tenía tanta hambre y ansiedad que terminaba consumiendo toda la comida chatarra que se encontraba a la mano, pensando que no le haría mal porque solo había consumido un café y unas frutas durante el desayuno, además de una ensalada en la comida. Finalmente, se acostaba a dormir repleta y exhausta.

Susana, en cambio, solía hacer unas cinco o seis comidas al día, y nunca dejaba que pasaran más de tres o cuatro horas sin comer algo. Para no engordar, hacia las comidas entre comidas de manera muy consciente e incluía en ellas proteínas y alimentos sanos. Solía seguir las indicaciones de una nutrióloga y los resultados eran evidentes.

Mientras Susana estaba fuerte, vigorosa y alegre, Marisol tenía un humor muy voluble, frecuentes dolores de cabeza y una constante irritación en el estómago. Lo peor, según su criterio, era que, lejos de bajar de peso, engordaba.

Erróneamente pensamos que estar mucho tiempo sin comer nos ayudará a mantenernos en línea. Sin embargo, además de causar sobrepeso y hasta obesidad, esta mala estrategia provoca enfermedades como gastritis, metabolismo lento, problemas de concentración, anemia, migrañas, mal aliento y hasta insomnio, entre otros padecimientos a los que se añaden la fatiga, la irritabilidad y la ansiedad.

Refrigerios o colaciones

Se trata de alimentos que consumes entre las principales comidas del día (desayuno, comida y cena), y son básicos para una alimentación saludable. Según los expertos, deberíamos hacer por lo menos dos refrigerios al día, sin que sustituyan nunca una comida principal.

Las colaciones son alimentos ligeros, con poca grasa y menos de 10% del total de calorías que consumes durante el día. Una debe ir entre el desayuno y la comida, y la otra entre la comida y la cena. Contribuyen a quitarte la sensación de hambre, pero no el apetito para la siguiente comida principal.

Beneficios de las colaciones

  • Mantienen activo el metabolismo
  • Estabilizan niveles de glucosa y colesterol
  • Ayudan en el control del peso corporal
  • Reducen la ansiedad
  • Evitan las sensaciones de hambre intensa
  • Previenen enfermedades y padecimientos por mala alimentación

Comidas saludables para las colaciones

  • Frutas frescas y verduras
  • Productos lácteos bajos en grasa
  • Cereales
  • Nueces, almendras, cacahuates, habas secas, semillas de girasol
  • Barras de higos, galletas de jengibre, melaza o centeno, entre otras
  • Gelatinas con frutas
  • Hummus
  • Panes integrales
  • Pequeñas porciones de proteínas, como pollo, pavo, pescados o atún de lata

Fuentes

www.expoknews.com

www.fuentesaludable.com

Periódico El Universal

 

Categorías Destacados GNP cerca de ti